Los secretos de la estación fantasma de Chamberí

En la línea 1 del metro de Madrid, entre las estaciones de Bilbao e Iglesia, se encuentra la estación fantasma de Chamberí.

Hoy la estación de metro no funciona como tal, pero se puede visitar desde que la reconvirtieron en museo en el 2008. Te invitamos a descubrir la historia y los secretos de la estación de Chamberí.

estacion fantasma de chamberi

Foto de aprendizajeviajero.com

La historia de una de las primeras estaciones de metro de Madrid

El 17 de octubre de 1919 el rey Alfonso XIII inauguró la estación de metro de Chamberí. Formaba parte de la línea 1, la primera que funcionó en la ciudad, y que por aquel entonces tenía solo 8 estaciones: Cuatro Caminos, Ríos Rosas, Iglesia (entonces llamada Martínez Campos), Chamberí, Bilbao, Tribunal, Gran Vía y Sol.

Foto: metromadrid.es

La estación de Chamberí tuvo una vida bastante corta. Fue cerrada definitivamente en 1966. El motivo es que en los 60 el metro ya era un medio de transporte muy popular. Y debido a la afluencia de pasajeros, se decidió empezar a utilizar metros con más vagones.

Las otras estaciones de la línea se rehabilitaron, pero la de Chamberí, tan cerca de las otras estaciones, era imposible de reformar y terminó cerrándose. Hoy, los metros de la línea 1 la siguen atravesando pero no paran en sus andenes.

Los secretos de la estación de Chamberí

estacion fantasma de chamberi

Foto de sehacecaminoalandar.com

La estación fantasma de Chamberí fue diseñada por Antonio Palacios, el arquitecto responsable no solo de otras estaciones del metro de Madrid, sino también de su logotipo con forma romboidal.

El estilo de la estación de Chamberí está directamente inspirado en el del metro francés, como se puede ver en la utilización de los azulejos blancos y azul cobalto. Al estar completamente cerrada durante 40 años se conservó el interior casi intacto: la taquilla, los tornos, los anuncios publicitarios…

Foto: metromadrid.es

Al visitarla se pueden descubrir cosas curiosas, como que un billete sencillo entonces costaba 10 céntimos o que muchos de los productos que se anunciaban siguen existiendo hoy, como la marca de relojes Longines, el café La Estrella o la vaselina Gal.

Durante la Guerra Civil, la estación de Chamberí sirvió a lo madrileños, como muchas otras estaciones de metro, como refugio de los bombardeos. De hecho, la estación fantasma se utilizó para el rodaje de las escenas de los bombardeos de la película Pájaros de Papel.

Foto: madrid1936.es

Desde que su clausura en 1966, se cuentan muchas historias sobre los fantasmas que viven en la estación de Chamberí. Se habla de truculentos crímenes que ocurrieron en sus andenes, y de que los espíritus de sus protagonistas todavía vagan por la estación.

Visitar la estación de Chamberí

estacion fantasma de Chamberi

Foto: metromadrid-es

Hoy, la estación fantasma de Chamberí forma junto al vestíbulo de Pacífico y la Nave de Motores el llamado Anden Cero, el nombre que reciben los museos del metro de Madrid.

La estación se encuentra bajo la plaza homónima, entre las estaciones de Iglesia y Bilbao.

Si quieres visitar la estación fantasma de Chamberí puede hacerlo en los siguientes horarios:
– Jueves de 10:00 a 13:00 horas.
– Viernes de 11:00 a 19:00 horas.
– Sábados y domingos de 11:00 a 15:00 horas.

La visita guiada comienza a las horas en punto y es gratuita. No está abierto en Navidad ni Año Nuevo, ni tampoco el 15 de marzo entre las 11:00 y las 14:00 por la celebración de un acto en su interior.

shares